La ha puesto de patas abiertas con el coño al aire para ver si algún pajillero se arrima a ellos y se folla a su mujer delante de él. Pero ha llegado otro cornudo como él, acompañado de su mujer y como no había machos para que las follasen, se han juntado las dos y se han comido el coño toda la tarde.

El mirón lo ha grabado todo escondido tras unas rocas.

 




 

DESCARGAR VÍDEO PARA EL MÓVIL

 

  • Términos de busqueda relacionados: