Llegó un día de trabajo y se encontró a su vecino saliendo de su casa con la camisa llena de sudor y, cuando le preguntó qué es lo que hacía allí, le dijo que había ido a pedir sal. El marido, mosqueado, puso durante varios días una cámara oculta en la habitación de matrimonio y al cabo de varios días cuando revisó lo que había grabado, se encontró con ésto:
 




 

DESCARGAR VÍDEO PARA EL MÓVIL

 

  • Términos de busqueda relacionados: